t f y r
^

Amargo Obrero

Marca absoluta de nuestra argentinidad, el Amargo Obrero, es sin dudas el aperitivo más peronista de todos, aún cuando está mucho mas emparentado con el anarcosindicalismo. El Auténtico Aperitivo del Pueblo, como decía una vieja publicidad, no es ni más ni menos, que la marca italiana en la Argentina construida por inmigrantes europeos. ¿Y la dulzura? Aquí es sinónimo de explotación patronal.

Foto: Matias Jurisich Ya desde la etiqueta podemos ver la clara alusión a las raíces del movimiento obrero argentino, con los colores de la etiqueta en rojo y negro. Etiqueta que décadas atrás tenía en su impresión una mano alzando una hoz, con un sol de fondo, señal del nacimiento de una nueva Nación.
En aroma se puede trazar una comparación con el fernet, pero en boca resulta más dulce que el aperitivo mas tomado del país. Con fuertes notas a hierbas serranas como la carqueja, la manzanilla o la muña-muña (¿a que huele la muña-muña? ¡¡¡a un te digestivo de la marca del burrito!!!) este aperitivo de color bien oscuro, tiene una graduación alcohólica de no mas del 20 por ciento (19.9 % exactamente).
El Amargo Obrero, otrora fabricado y distribuido por Calatroni & Taconi, ahora forma parte del portfolio de productos de Cepas Argentinas, la empresa mas grande de productos macerados del país, dueña de marcas como Gancia y Terma, entre otras de segundo eslabón.

Un dato a rescatar, es un aperitivo creado en Rosario, nuestra ciudad. Los datos mas antiguos que se pueden rescatar de la bebida es en las publicidades en los radioteatros de radio locales de 1939.

Comments

comments

Compartir

Responder